El Enigma de la Cueva de los Tayos

Por Signos del Cosmos

En los años sesenta del siglo pasado, el investigador húngaro naturalizado argentino Juan Móricz se convirtió en el primer no indígena en entrar en la Cueva de los Tayos, una caverna –o, mejor dicho, una red de cuevas– de enormes dimensiones ubicada en la región de Morona-Santiago, en plena selva ecuatoriana.

Comentarios

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0
A %d blogueros les gusta esto: