La UE se enfrenta a la oposición de los ciudadanos en la carrera por el euro digital

Por PYMNTS | EC.EUROPA.EU

loading...

Visto en: Trikooba Blog

La Comisión Europea cerró una consulta pública sobre el euro digital el pasado martes (14 de junio), luego de que los comentarios de los ciudadanos de la UE indicaran que una moneda digital del banco central (CBDC) puede no ser tan bienvenida como esperaban los reguladores.

Un día antes de cerrar la consulta, los reguladores recibieron 16.299 respuestas, el 98% de ciudadanos de la UE y solo el 0,3% de empresas o el 0,03% de asociaciones empresariales. La gran mayoría de los comentarios de los ciudadanos de la UE se opusieron a la adopción de un euro digital. 

Muchos encuestados argumentaron que con una CBDC, los ciudadanos perderían privacidad en sus transacciones y el gobierno tendría más control sobre sus finanzas y eventualmente sobre sus vidas.

Otros encuestados cuestionaron la necesidad de dinero digital adicional cuando las empresas privadas y los bancos ya ofrecen alternativas digitales. El riesgo de “imprimir” dinero digital y causar más inflación también se mencionó en algunas respuestas. 

Algunas de las pocas asociaciones que respondieron a la consulta mostraron una visión más positiva del proyecto pero solicitaron más información para tener una mejor comprensión de la CBDC.

La consulta ofreció información valiosa, pero los datos aún deben analizarse con cautela. Si bien la mayoría de los encuestados tiene una visión negativa del euro digital, solo hubo 16 266 encuestados, de los 450 millones de ciudadanos de la Unión Europea. 

Además, muchos de los encuestados eran «anónimos» y algunas de las respuestas contenían oraciones casi idénticas, lo que podría indicar que no todas las respuestas provenían de ciudadanos europeos (o no europeos) genuinos. 

Pero una cosa está clara: la Comisión Europea deberá intensificar sus esfuerzos para explicar mejor a su población cómo funciona un euro digital, desmitificar algunas creencias y quizás mostrar los beneficios de un euro digital. 

Si bien esta consulta no es vinculante para la comisión y, como dijo el organismo regulador, no prejuzga su decisión final, no podrá ignorar la cantidad de presentaciones y el sentimiento del público en general hacia el proyecto. 

El núcleo de la consulta 

La comisión lanzó una consulta pública el 5 de abril para recopilar información sobre la moneda digital y comprender mejor cómo interactuaría una CBDC con otros métodos de pago.

Hay una razón legal adicional para realizar esta consulta. Para que un euro digital se utilice como moneda única junto con los billetes y monedas en euros, sería necesaria una nueva regulación basada en el artículo 133 del Tratado Europeo, y la Comisión Europea es la única institución que puede proponer esta legislación. La jefa de finanzas de la comisión, Mairead McGuinness , dijo en febrero que se propondría una legislación para un euro digital en 2023.

El diseño de la consulta no busca aportes de expertos sobre temas técnicos. En cambio, quiere tomar el pulso de la sociedad con respecto al diseño de CBDC para tomar decisiones informadas sobre algunas de las cuestiones políticas más importantes.

Por ejemplo, la mayoría de las preguntas le pedían al encuestado que calificara qué tan importante es para ellos un determinado elemento de CBDC (por ejemplo, como pago en tiendas, tarifas bajas, liquidación en tiempo real, etc.).

Si bien algunas de las preguntas trataron de responder preguntas generales de política, como cuán importante es que un euro digital «brinde acceso a dinero público para todos», «obtenga soberanía monetaria» o «desarrolle la innovación de la economía digital de la UE», muchas preguntas abordó la creación de soluciones de pago paneuropeas.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: