Los CDC confirman el riesgo de problemas cardíacos tras contraer covid y por aplicarse la vacuna

Traducido de Wfla.com por TierraPura.org

loading...

Para los millones de estadounidenses que se han infectado con COVID-19, el viaje de la salud no ha terminado. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. confirmaron en un nuevo informe que el riesgo de complicaciones cardíacas persiste después de la infección y la recuperación.

El informe publicado el 1 de abril describe el panorama de los riesgos continuos y los resultados negativos para la salud que podrían surgir después de que un paciente haya contraído COVID-19. 

El informe también menciona el riesgo potencial de problemas cardíacos tras recibir una vacuna de ARNm para el coronavirus. Las dos vacunas de ARNm disponibles son de Pfizer y Moderna.

El informe señala que las complicaciones cardíacas, en particular la miocarditis y la pericarditis, se han vinculado a la infección por COVID-19 y a la vacunación con ARNm de COVID-19. 

Además, el estudio de los CDC encontró casos de síndrome inflamatorio multisistémico, que la agencia sanitaria describió como “una complicación rara pero grave de la infección por SARS-CoV-2 con frecuente afectación cardíaca”.

El estudio descubrió que el riesgo de las tres afecciones cardíacas aumentaba entre una y tres semanas después de la infección o la vacunación.

En algunos aspectos, el informe de los CDC proporciona apoyo a una postura adoptada hace semanas por la administración DeSantis y el Departamento de Salud de Florida  específicamente, la orientación actualizada proporcionada por el Cirujano General del Estado, el Dr. Joseph Ladapo, que recomendó no vacunar a los niños sanos contra el COVID-19.

Los jóvenes de sexo masculino fueron el grupo de pacientes con el mayor nivel de riesgo de desarrollar las condiciones cardíacas después de la vacunación y la infección. 

En el caso de los pacientes varones de entre 12 y 17 años, los CDC señalaron que el riesgo de sufrir resultados cardíacos era mayor “después de la segunda dosis de la vacuna” de ARNm, pero era aún más alto después de una infección por COVID-19.

“La incidencia de resultados cardíacos tras la vacunación con ARNm COVID-19 fue más alta para los varones de entre 12 y 17 años después de la segunda dosis de la vacuna; sin embargo, dentro de este grupo demográfico, el riesgo de resultados cardíacos fue entre 1,8 y 5,6 veces más alto tras la infección por SARS-CoV-2 que tras la segunda dosis de la vacuna”, dijeron los CDC. 

“El riesgo de resultados cardiacos fue igualmente significativamente más alto después de la infección por SARS-CoV-2 que después de la primera, segunda o no especificada dosis de vacunación con ARNm COVID-19 para todos los demás grupos por sexo y edad”.

Sin embargo, el estudio de los CDC se centra específicamente en los riesgos de las vacunas de ARNm, lo que significa que la inyección de Johnson & Johnson no está incluida en los tratamientos y opciones de prevención que pueden suponer riesgos adicionales para los pacientes.

Los CDC dijeron que debido a sus hallazgos, siguen apoyando el uso de las vacunas de ARNm para el COVID-19 entre todos los pacientes elegibles, siendo cualquier persona de 5 años o más.

En una guía actualizada del FDOH publicada el 8 de marzo, el departamento de salud estatal incluyó los siguientes riesgos para la vacunación, al recomendar no recibir las vacunas:

-Riesgo limitado de enfermedad grave debido a la COVID-19

-Alta prevalencia de la inmunidad existente entre los niños

-Ausencia de datos que informen del beneficio de la vacunación contra la COVID-19 entre los niños con inmunidad existente

-En los ensayos clínicos, se produjeron eventos adversos graves más altos de lo previsto entre los que recibieron la vacuna COVID-19

Reducción de la eficacia de la vacuna COVID-19 entre los niños de 5 a 17 años

-Riesgo de miocarditis debido a la vacuna COVID-19

-El FDOH citó estudios para apoyar su recomendación.

El nuevo estudio de los CDC sigue apoyando el uso de las vacunas COVID-19, aunque descubrió que los riesgos son mayores entre los pacientes jóvenes y biológicamente masculinos, y no entre todos los pacientes de entre 12 y 17 años.

Los datos del estudio se extrajeron de 40 sistemas de atención sanitaria para estudiar el riesgo de complicaciones cardíacas derivadas de la vacunación contra la COVID-19 y el ARNm para la COVID-19, entre pacientes masculinos y femeninos de múltiples edades.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: