Nebulosa Cangrejo, ¿por qué interesa tanto a la NASA?

Nebulosa Cangrejo observada por el Observatorio Chandra ( NASA)

Por Anastasia Gubin – La Gran Época

La Nebulosa del Cangrejo fue uno de los primeros objetivos que el Observatorio Chandra, lanzado al espacio por la NASA hace 19 años, examinó con su extraordinaria visión de los rayos X.

“Hay muchas razones por las cuales la Nebulosa del Cangrejo es un objeto tan bien estudiado”, dice hoy el equipo de astrónomos.

La fuerte evidencia histórica de cuándo explotó una estrella en su interior, con imágenes a través del tiempo que “han ayudado a comprender los detalles del evento y sus consecuencias”. Astrónomos de varios países -dice la NASA- informaron la aparición de una “nueva estrella” en el años 1054, en el lado que está más cerca de la constelación de Tauro.

“La Nebulosa del Cangrejo está impulsada por una estrella de neutrones altamente magnetizada que gira rápidamente llamada púlsar, que se formó cuando una estrella masiva se quedó sin combustible nuclear y colapsó”, dice la NASA.

Esta púlsar rota muy rápido con un fuerte campo magnético, esto libera “chorros de materia y antimateria que se alejan de los polos norte y sur del pulsar”, pero también sale “un intenso viento en dirección ecuatorial”.

La última fotografía del Cangrejo es una composición creada por la imagen de los rayos X capturados por Chandra (azul y blanco), la imagen de la luz visible observada por el Telescopio Espacial Hubble de la NASA (púrpura) sumadas a la imagen de rayos infrarrojos vistos por el Telescopio Espacial Spitzer de la NASA (rosa).

Si se compara los rayos X observados por Chandra, los cuales son invisibles, más a los rayos visibles e infrarrojos de los otros telescopio, se observa que “la extensión de los rayos X en esta imagen es más pequeña, porque los electrones extremadamente energéticos que emiten rayos X irradian su energía más rápidamente que los electrones de menor energía que emiten luz óptica e infrarroja”.

El Cangrejo a través del tiempo:

1999

Foto: A las pocas semanas de ser desplegado en órbita desde el Transbordador Espacial Columbia durante el verano de 1999, Chandra observó la Nebulosa del Cangrejo. Los datos de Chandra revelando características nunca antes vistas, incluido un anillo brillante de partículas de alta energía alrededor del corazón de la nebulosa. (Chandra-NASA)

Foto: A modo comparativo la visión óptica de Chandra captada en 1999 por el telescopio Hubble (NASA-ESA)

2002:

Foto: La naturaleza dinámica de la Nebulosa del Cangrejo se reveló vívidamente en 2002 cuando los científicos produjeron videos basados ​​en observaciones coordinadas de Chandra y Hubble realizadas durante varios meses. “El anillo brillante que se ve consiste en alrededor de dos docenas de nudos que se forman, se iluminan y se desvanecen, se estremecen y ocasionalmente experimentan explosiones que dan lugar a la expansión de nubes de partículas, pero permanecen en el mismo lugar”. (NASA)

En esta imagen de Chandra, los nudos que se observan son causados ​​por una onda de choque.

“Es similar a un estampido sónico, donde las partículas de movimiento rápido del pulsar se estrellan contra el gas circundante”, dice la NASA.

Se forma un segundo anillo de expansión más alejado del púlsar.

2006

Foto: En 2003, se lanzó el Telescopio Espacial Spitzer y el telescopio infrarrojo espacial se unió a los Observatorios Hubble, Chandra y el Observatorio de Rayos Gamma Compton. Unos años más tarde se compuso la siguiente imagen del Cangrejo con datos de Chandra (azul claro), Hubble (verde y azul oscuro) y Spitzer (rojo).

2011:

Foto La Nebulosa Cáncer de Chandra, el Observatorio de Rayos Gamma Fermi de la NASA y el satélite AGILE de Italia. Los observatorios de rayos gamma no pudieron ubicar la fuente de las erupciones dentro de la nebulosa, pero los astrónomos esperaban que Chandra, con sus imágenes de alta resolución, lo hiciera.

2017

Foto: Nebulosa Cangrejo sobre la base de las imágenes en múltiples longitudes de onda en 2017 y utilizando datos que abarcan casi todo el espectro electromagnético incluyendo las ondas de radio de Karl G. Jansky Very Large Array (rojo), los datos ópticos de Hubble (verde), los datos infrarrojos de Spitzer (amarillo), los datos de rayos X de XMM-Newton (azul) y los de Chandra (púrpura). “Espectacular nueva imagen del Cangrejo” (NASA).

Comentarios

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0
A %d blogueros les gusta esto: