Siria: todo listo para montar un espectáculo diabólico

Por Víctor Ternovsky / Sputnik

Más de 20 bombonas de cloro acaban de ser colocadas en la localidad de Saraqib en la provincia siria de Idlib. Allí se encuentra, asimismo, un grupo de periodistas occidentales. Tienen la instrucción de documentar el atentado que se está preparando, haciendo hincapié en los desastrosos efectos del mismo sobre sus eventuales víctimas civiles.

La información sobre el macabro plan fue trasladada a Rusia por una fuente siria. Comunicó que el objetivo es echarle toda la culpa al Gobierno de Bashar Asad y, de esta manera, hacer fracasar todo el trabajo llevado a cabo para lograr una estabilidad política en ese país árabe.

“Ataques de falsa bandera con armas químicas en la guerra de Siria tienen varios antecedentes”, dijo en entrevista con Radio Sputnik Guadi Calvo, especialista en África, Oriente Medio y Asia Central, quien se mostró convencido de que se trata de una denuncia veraz.

El peor de estos ataques se produjo en agosto de 2013 en Guta, suburbio de Damasco. Según nuestro interlocutor, la autoría de esta masacre, que se cobró la vida de “más de 1.600 personas”, entre ellas niños, apunta a EEUU y sus aliados.

No parecen coincidencia, en este contexto, las recientes declaraciones del secretario de Estado norteamericano, Rex Tillerson, quien acusó a Rusia de no cumplir con sus obligaciones en el marco del proceso de desarme químico en Siria.

El Pentágono, por su parte, acaba de afirmar que la presencia militar rusa en ese país es un “obstáculo” para que la coalición internacional liderada por EEUU pueda luchar eficazmente contra Daesh. 

El mismo Pentágono ordenó hace unos días un ataque aéreo contra un grupo de combatientes leales al Gobierno legítimo sirio, bajo el pretexto de defender a sus aliados de la llamada ‘oposición moderada’. Según constata el diario español El País, la intervención, que acabó con la vida de “más de un centenar de combatientes del régimen”, es una de las “más mortíferas de EEUU en la guerra siria”.

“EEUU no ha podido con el terrorismo vencer a Bashar Asad, ahora intenta hacerlo abiertamente con su aviación”, indicó Guadi Calvo, al señalar que Washington busca provocar “un conflicto de proporciones mucho más importantes de las que soporta el país desde principios de 2011”.

“Necesitan destruir a Siria para seguir avanzando hacia Irán”, afirmó el experto, al aseverar que “la aniquilación” de la República Islámica “es la culminación del plan de dominación de EEUU en Oriente Medio”.

En tanto, el canciller ruso, Serguéi Lavrov, indicó que Moscú tiene “sospechas” de que EEUU quiere permanecer en Siria “para siempre”, para lo cual no tiene motivos “de iure ni de facto”. Entre otras cosas, acusó al Estado norteamericano de tratar de socavar la integridad territorial de ese país.

Comentarios

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0
A %d blogueros les gusta esto: